El despertar del abrazado

domingo, 3 de enero de 2016



¡Fuego! ¡Aire!
La gota de sangre que cae
y golpea con dureza la madera.

¡Viento! ¡Dolor!
Un cristal rojo ocupa mi visión
y hace un ruido molesto al estallar en mil pedazos.

¡Silencio! ¡Oscuridad!
Una dulce tranquilidad ocupa mi mente
y tengo ganas de cantar.

¡Ruido! ¡Sacudidas!
Dejadme tranquilo.
Quiero bailar. No sé por qué me siento tan ligero.

¡Adiós! ¡Hola!
El ciclo eterno continúa imperturbable.
La entropía del universo avanza inexorable.

¡Tristeza! ¡Risa!
Lloro, pero no sé por qué.
No recuerdo de qué me he despedido para siempre.

Nada.
Floto en el vacío.
Y pienso que quizá debería dirigirme hacia la luz.
Pero, ¿hay una luz?

¿Es correcto decir "Video" en lugar de "Vídeo"?

sábado, 16 de agosto de 2014

Primero, ¿de dónde viene la palabra “Video”? 

Por la conjunción “deo” se diría que es de origen griego, así que podemos elaborar los siguientes postulados: 
  • ¿Qué hacen los romanos? Es por todos conocido el dicho “Cuando vayas a Roma haz lo que los romanos”, luego podemos afirmar que los romanos hacen “Cosas de Romanos”, como construir acueductos o imponer sus dioses a la gente. 
  •  Consecuentemente podemos deducir que, dado que los romanos hacen Cosas de Romanos, los griegos harán Cosas de Griegos. 

Ahora bien, ¿Qué son Cosas de Griegos?
  • Dado que es del dominio popular que “Un Griego” es un proceso que involucra introducir determinados elementos vía rectal, parece evidente que es Cosa de Griegos el introducir Cosas por el Recto.Tengamos además en cuenta que en el castellano común, la palabra “deo” significa “dedo”. 
  • Así pues y volviendo a nuestro dilema inicial, enunciaremos que, dado que la palabra “video” es griega y que los griegos hacen Cosas de Griegos y que Introducir Cosas por el Recto es Cosa de Griegos, decir a alguien “video” equivale a decirle “Introdúcete esto por el recto”, siendo “esto” el objeto que nos ocupe en la presente disertación o, en su defecto y por asimilación con el castellano común, el “dedo” al que nos referíamos antes. 
Otras consideracionesPor último, es de rigor señalar que la palabra “video” tiene una asimilación al latín que acabó moviendo la tónica del hiato –deo a la sílaba vi- (“vídeo”).

Si tenemos en cuenta que el sufijo “bi” (del latín “bis”), según la tercera acepción del diccionario de la Real Academia se define como:“3. adv. num. Significa 'dos veces' y, añadido a cualquier número entero, indica que este se ha repetido por segunda vez”, la palabra “vídeo” vendría a significar lo mismo que en su otra acepción, con una connotación añadida, que en algunos casos indica que el elemento a introducir son dos dedos, mientras que en otros adopta la forma de una apelación a “Repetir el numerito”. 

El intercambio.

domingo, 26 de septiembre de 2010

Ha llegado el momento del intercambio. Me dirijo al santuario a comerciar una parte de mi mismo por simple aire, a dejar algo que es producto de mi esfuerzo y que sin embargo me causará un gran alivio abandonar a su suerte; a dejar un vacío dentro de mí que, lejos de inquietarme, me proporcionará más paz. 


Me voy a cagar.

Der Wiedergefunden

sábado, 14 de noviembre de 2009

When the Moon has not yet risen,
and the day becomes the night,
You will be given the message
by an acquaintance of mine.

She's not nice, neither caring,
but she'll be righteous and kind.
And when she shelters you in her dressing
you can shout, she doesn't mind.

[A tiny cranny breaks the skyline. The Moon is coming. She is coming, too. I look at your lovely, peaceful face. I wonder if you know that tonight we will be meeting again at last. ]

Many years I have waited
but your heart's still next to mine.
When the Moon has not yet risen
I will have you by my side.

La flor en el río

miércoles, 11 de noviembre de 2009

Los ojos de la niña se mantuvieron fijos en el horizonte, donde el sol, moribundo, siseaba enrojecido ahogándose en el lejano mar.

Me acerqué a ella, vadeando entre las rocas afiladas y musgosas. El agua helada me devolvió a la realidad de la que su piel de porcelana me había arrancado.

La llamé, pero no respondió. La increpé, mas fui ignorado.

Cuando finalmente la alcancé nos sentamos en la orilla y jugamos un rato, pero ella parecía carecer de todo interés. Sintiéndome cada vez más azorado por haberla convencido para venir a este paraje agreste, alejado de las marmóreas columnas de Numalia, la acaricié y, finalmente, apartando la vergüenza que su pasividad me provocaba, la besé por vez primera.

Fue un beso frío, desapasionado. Me aparté ruborizado, pensando que quizá me había equivocado al juzgarla. ¡Era tan hermosa! La sangre en sus ebúrneas mejillas le confería un aspecto preternatural.

La muerte le había arrancado toda sensibilidad.

Mientras estabas caliente

sábado, 7 de noviembre de 2009

Pasando mis manos sobre ella, dejé que se impregnaran del aroma de la vida, del apetecible calor que aún emanaba.

La acaricié suavemente, aunque sabía que ella no podía sentirlo.

Le susurré palabras de amor, aunque ella no podía escucharlas.

Recorrí con mis labios su contorno antes de que se enfriara, dejándolos empapados de rojo. Mojados y resbaladizos.

Y así volqué mis sentidos en ella y la tomé mientras aún estaba caliente. Hasta el final. Sin prisa. Sin arrepentimientos.

Sólo cuando acabé con ella contemplé con lánguida tristeza, desvanecido ya el tibio placer de los deseos satisfechos, sus despojos frente a mi.

Me encantan las tostadas durante el desayuno.

martes, 23 de octubre de 2007

En astronomía, un claro es la luz solar que un astro refleja sobre otro, y que disipa las tinieblas de la noche en este último. El claro de luna es, por lo tanto, la iluminación nocturna de la Tierra por la luz solar reflejada en la Luna.

http://es.wikipedia.org/wiki/Claro_de_Luna_(Astronom%C3%ADa)

¿Quiere decir esto que la misión de alguien que se llame "Claros de Luna" debería ser reflejar la luz (lo bueno, lo positivo, lo alegre) hacia la tierra (el resto del mundo) en la medida que pueda?

Parece una misión interesante.